Noticia

Los jinetes cabalgan en solitario

 

Movistar Riders lidera la Superliga Orange tras 4 jornadas

 

Eloi de Miguel @eloidm16

02/03/2018

 

Oteando el horizonte y con paso firme. Los jinetes se dirigen sin cese al confín, en el que se divisa un deseo que comparten diez equipos: el título de vencedores de la Superliga Orange de Clash Royale. Los linces de Huntters -allí donde estén- aún lo retienen en su hacienda, a la espera de que el justo vencedor se persone para sucederlos en la cúspide de la escena competitiva nacional.

 

Si bien es cierto que el campeonato aún no ha llegado siquiera a su ecuador, las primeras cuatro jornadas han servido para impregnar de sensaciones al gran público. Y, sin duda, Movistar Riders ha sido uno de los conjuntos que mejores sensaciones ha transmitido. Siguen invictos y cabalgan en solitario en lo más alto de la clasificación. Sin embargo, no se puede considerar una situación contingente, puesto que en el camino a la docena de puntos consiguieron tumbar a colosos como ASUS ROG Army o Team Queso.

 

 

Un dúo de jockeys rutilantes

 

Al frente de la comitiva que se dirige a Gamergy, está el tándem compuesto por Azilys y JoRDiK. Decisivos, determinantes, fiables y talentosos. Una letanía de epítetos que les describe a la perfección. Ambos jugadores se han convertido en piedras angulares del proyecto de Movistar Riders y a fecha de hoy copan las dos primeras plazas de la tabla de win-rates.

 

El jugador galo es una pieza indispensable para entender el buen momento que atraviesan los jinetes. Aterrizó en el equipo el curso pasado, con la temporada ya iniciada, y cambio por completo la dinámica del equipo. En esta segunda campaña ha podido formar parte del grupo desde el comienzo y está llevando a cabo una actuación para enmarcar. Ha vencido en 12 de los 16 encuentros que ha disputado; una locura.

 

Por otro lado, JordiK no acapara tantos focos y su figura suele quedar alejada del corriente mediático. No obstante, su rendimiento es una de las claves del impetuoso inicio de Riders. Sin que prácticamente nadie se diera cuenta, la pasada temporada logró una plaza para Gamergy Masters gracias a su alto porcentaje de victorias, y la situación se está repitiendo este año. Sin ir más lejos, es el jugador con mejor porcentaje: un 83% de win-rate, aunque también es cierto que solo ha batallado en seis ocasiones.

 

La sangre guerrera de Invictvs

 

Si algo distingue al Movistar Riders de este curso respecto al de la temporada pasada es su beligerancia. Los jinetes no se amilanan ante ningún rival, les aguantan la mirada sin temor alguno. Esta actitud recuerda a la de uno de los conjuntos que ha sido más venerado del panorama español: Invictvs. Un equipo que destacó por sus valores y la unión entre sus jugadores, como ahora se aprecia en las filas de Riders.

 

El actual mánager, Yeke, y la reciente incoporación, KingofWar, han sido los encargados de importar este modelo basado en el sacrificio y la camaradería. El coach, Ky, los analistas, el mencionado Yeke, los jugadores y todo el equipo en general comparten el mismo objetivo y actúan al unísono para conseguirlo. Yeke y KingofWar han convertido a Movistar Riders en una cuadrilla mucho más competitiva. El flamante campeón de la SLO ya fue capaz de transmitir su vehemencia el pasado curso a los linces y ahora se la está contagiando a los jinetes.

 

Un paso al frente

 

El comienzo para el conjunto dirigido por Ky ha sido magnífico, pero la temporada es larga y para optar a todo es necesario que todos los integrantes del equipo rindan a un gran nivel. Azilys, JordiK y KingofWar se han mostrado especialmente sólidos hasta el momento (83 %, 75% y 75% de win-rate respectivamente), pero Karnage y Destructor, sin embargo, parece que han quedado eclipsados por el rendimiento de sus compañeros.

 

Ambos dejaron buenas impresiones en la primera jornada ante ASUS ROG Army, pero se han desinflado durante los encuentros posteriores y actualmente sus porcentajes de victorias son más bien pobres. Destructor se sitúa en un 36% y Karnage en un 29%. No obstante, han tenido tiempo suficiente para mostrar destellos de su calidad (que en el caso de Destructor está más que probada). Quedan muchas jornadas y su equipo necesitará que estos destellos se reconviertan en regularidad.

 

Caso a parte es el de Dartas, que sigue sin sumar ni un minuto esta temporada. Hasta el momento su equipo no le ha echado en falta, pero quien sabe si a lo largo de la campaña podrá ser decisivo. Los jinetes cabalgan con un rumbo claro y todos tendrán su momento de importancia a lo largo del camino. Esto acaba de empezar, pero estos caballos andan desbocados. ¿Habrá alguien que pueda frenarlos?

Artículos relacionados